En un escrito dirigido a la página Web y en consecuencia a sus lectores, María Eugenia nos describe así sus andaduras por Tierra Santa, con nuestra Comunidad Parroquial

Ayer tal y como te dije visitamos primero la capilla de la Negación de Pedro allí la sensación fueron sobre todo el reconocer como nosotros muchas veces con nuestro comportamiento también negamos a Jesús

Somos prontos a decir si Jesús te seguiré pero cuando vienen las dificultades negamos conocer al Maestro. Luego fuimos al recorrido del Viacrucis recorrer esa vía dolorosa fue para mi bastante dura pues dentro de mi se me agolpaban los sentimientos y las emociones.

Después fuimos al Santo Sepulcro allí ya fue el momento más amargo para mi. Pensar y tocar el hueco y la piedra donde crucificaron a Cristo yo tanto en el huerto de los olivos así como en la crucifixión lloré como una otros compañeros

Me sentía mal pues aun hoy Cristo llora lágrimas de Sangre y sigue siendo crucificado. Hay muchas formas de matar a un ser humano, no sólo cuando uno muere por armas, sino con otras formas que salen de los que te rodean.

Cuando aún ser humano se le quita su dignidad, cuando se calumnia a una persona…etc la lengua y las acciones mata y destruye la vida de la persona mucho más. Y esta muerte no es instantánea sino es una muerte en vida.

Después fuimos al muro de las Lamentaciones fue una experiencia de tratar sentir y comprender a nuestros hermanos judíos. Después cenamos en una Jaima un poco de expansión divertida y sana.

Como siempre destacar los muy profundos conocimientos de Ricardo Lázaro, tanto de estos santos lugares como de los documentos bíblicos: En muchos momentos nos hace unas composiciones de lugar que nos parece estar viviendo en aquellos tiempos, o siendo bautizados en el mismo momento que Jesús en el Jordán

Como siempre aportamos reportaje gráfico de los distintos momentos.

Para ver las fotografías a mayor tamaño, pinchar sobre ellas